Despues de una semana de locura total, con marrones por todas partes, esta semana la cosa no parece que mejore. Llevo toda la mañana sin dar palabra ni levantar la jeta del teclado. Estoy esperando a que den la 1 y pirarme a mil por hora a algun sitio a comer y descansar un poco.
En fin. Del resto pocas novedades.