Hacía ya tiempo que no dejábamos constancia de las andanzas nocturnas en la city ourensana, así que aprovechando que en estas fechas todos nos queremos mucho, procedemos.
Vodka ReturnsA bote pronto no recuerdo hechos demasiado destacables, aunque sí hay uno que merece la pena mencionar: El viernes noche se volvieron a juntar 5 personajes para estrechar sus lazos amistosos (Juer…me estoy amanerando de tanto visitar ciertos garitos XXD), cosa que no sucedía desde épocas bastante remotas.
A los ya habituales, que son el Señor B y el que suscribe, se nos unieron Pelusita, Sepman y el Señor D, todos ellos “liberados“. La noche fue muy alcohólica, sobra decirlo, el ritmo infernal impuesto en el primer garito acabó con casi todos nosotros. En la visita a Pipe tuvimos dos importantes bajas, Pelusita y el Señor D, ambas justificadas por……… Jum…..No entraremos en detalles, que cunda el espíritu navideño (Mujjajajajajaj…..y más sabiendo los sucesos del día después…) Así pues, el trío calavera que quedó, acabó apurando sus copas en Capital hasta altas horas, aunque fue entrar y sufrir una nueva baja, ésta inesperada, se nos perdió Sepman nada más llegar, lo cual desembocó finalmente en que tanto el Señor B como el Señor M, acabásemos también totally lost, aunque en otro sentido completamente distinto….
El día siguiente fue otro cantar, por aquéllo de tan señalada fecha, aunque para no perder las buenas costumbres, los dos perdidos del viernes repitieron sesión, con el marisco amontonao hasta la nuez y restos de resaca en la cabeza. Nos sirvió para conocer un garito que puede ser interesante, lástima de sonido algo chusquero….Una noche un poco extraña, acabamos desperdigados en distintas localizaciones. Lo que no cambió fue la hora de llegada, de día y con ganas de destrozar la cama.
La llegada tampoco creo que cambie el próximo weekend. A ver si Pipe se nos anima un poco más, que lo vimos un poco agobiado estas dos noches.