San L€uro: The Day After (o casi). Ya lo advertimos ayer. Un sencillo ramo de rosas cuesta hoy hasta el triple de su valor habitual, dependiendo del hijolagranputaprovechao comercio de turno. En esta vida todo tiene un precio y el amor no iba a ser menos, claro. Sin embargo, no todo va a ser tocarle los cojones €uros a la gente. Tenemos más opciones donde escoger, incluso alguna terapéutica y, la caña ya, una que nos puede ahorrar dinero (!!), como la que viene a continuación:
Desde CINeol leemos que durante todo el día de hoy, la distribuidora de la comedia Manuale D´amore ha tenido la curiosa iniciativa de regalar una entrada para ver su película a toda pareja que se bese delante del taquilla del cine. Tan sólo debes tener más de 16 años y comerte los morros con tu acompañante un ratito bajo la escudriñante mirada del taquiller@ de turno. Huelga decir que no importa la condición sexual, así pues están permitidos los resbalones de cualquier tipo. Incluso si no tienes pareja y vas con un colega, puedes hacer un esfuerzo y derramar un poco de aceite ante la taquilla…. Todo sea por ahorrarse unos lerus, oiga. Eso sí, ojo de no manchar a los que estén detrás, no vaya a ser que éstos se emocionen demasiado… No se si me explico. Y no vale morder al de la taquilla, sea hombre o mujer. Se siente…


Volviendo a lo de las opciones terapéuticas, desde IBLNews nos llegan noticias, cómo no, de nuestros amigos yankis. Los responsables del gimnasio The Gym, que no debieron quedar lo suficientemente cansados buscando el nombre de su negocio, ofrecen durante todo el mes de febrero una promoción especial, a saber: Diez clases de boxeo, una caja de bombones, una botella de vino y unas tijeras para cortar las fotografías y las cartas de amor del ex novio/a. El plato fuerte de dicho bono tendrá lugar en la noche de hoy (allí más bien ayer, por cuestiones horarias), puesto que ofrecen el “Entrenamiento para el Amante Despreciado“, en el que podrás ostiar una afoto de tu ex-amor, que previamente tu monitor cachotas se ha pegado en el pecho. Afirman que se trata de una terapia, cuyo objetivo es divertirse, sin torturarse… Igual han querido imitar el ejemplo de los subnormales chalados valerosos soldados que defienden su país, que también se divierten, pero torturando a los demás.
Joder !! Con todo esto casi me estoy poniendo melosón…. Corro ahora mismo a ponerme algo rojo, a ver si cuela…