A estas horas no tengo tiempo de comentarlo como se merece, pero no quería dejar pasar ni un día más sin que os enterarais de esto. Os parecerá de coña, pero cada día los lingüistas hacemos más falta…, está claro.