Hoy por la mañana ha llamado mi atención un reportaje que aparece en la versión impresa del suplemento dominical de El País sobre Parquesur, el centro comercial más vasto de España. Fiebre del sábado tarde, que así se titula, describe muchos de los entresijos del éxito de ésta y otras grandes superficies que hace tiempo fueron ideadas por los yankis, que de aborregar a las masas saben un huevo.
Logo ParquesurLa mayor parte de cosas las conocía ya, puesto que mi lugar de trabajo está incrustado en un centro comercial. Lo que me ha llamado la atención han sido dos detalles. Uno de ellos ya lo intuía y es el asegurarse, bien con el método más utilizado en general (enséñame la pasta) o con ciertos privilegios, la presencia de ciertas tiendas con las que es imposible fallar. El caso más claro, el de Inditex , sobre todo a raíz del éxito cosechado con sus distintas franquicias, que en general son prácticamente lo mismo, pero enfocadas a distintas franjas de edad.
El otro tema, que es el que ya me ha asustado un poco, es una frase del responsable de marketing: "…nos encontramos en fase de desarrollo de un olor característico del centro para generar en el consumidor un efecto recuerdo. Lo tendremos listo en un año".
Puede ser que yo haya visto muchas películas pero… Coño, en breve lo mismo nos drogan (en realidad ya lo hacen, aunque no con sustancias) para que tengamos el mono a la mínima de pasar más de 24 horas sin visitar el lugar.
No se para qué doy ideas, pero como dice el slogan de Parquesur, todo es posible.