Para trabajar basta estar convencido de una cosa: que trabajar es menos aburrido que divertirse.

Charles Baudelaire

Este hombre debía de ser un muermo de cojones…