BewareLa mayoría sabemos que el mundo, sobre todo en China, va al revés: Un campesino chino mató a dentelladas a un can que intentaba abusar (no de ese modo, malpensados) de su mascota, a su vez también un perro. Trató primero de alejar al agresor a sandiazos (literalmente) pero ante la insistencia de éste, se abalanzó sobre él y, cual Johnny Rambo en esa mítica escena con la rata, le quitó la vida de una mortal dentada en el cuello.
Su mascota, que sobrevivió, aún lo debe estar flipando tras la escena. Por otro lado, tendrá un acojone que no veas ("cualquiera desobedece al amo, no veas cómo se pone"  declaró el animalillo).

Espero que nadie le deba dinero a este buen señor…

Fuente: 20Minutos